Blog

Los aromas y las marcas: 5 ejemplos de marketing sensorial

Conectar con nuestros clientes es esencial para fidelizarlos y una excelente forma de lograrlo es conectar con sus sentidos en el punto de venta. Tomar control de lo que percibe y evocar sensaciones asociadas a la marca, es una gran forma de llevar nuestra relación con el cliente a un nuevo nivel lejos de cualquier competidor.

A continuación te compartimos 5 casos de éxito donde el aroma es el protagonista para crear una experiencia memorable conectada con los sentidos del cliente:

KFC

La franquicia de restaurantes apela al recurso del aroma y no necesariamente es porque cuente con una máquina de aromatización. El olor a fritura es su mejor aliado, ese que expide la cocina y se puede sentir a metros de distancia. En KFC, uno de los secretos mejor guardados es que el aroma a fritura es volátil en el ambiente y se percibe en el exterior del restaurante o hacia el mismo patio de comidas. Así que la próxima vez que visites un patio de comidas, sentirás como reina el aroma fritura KFC y verás que ahí también estarán las filas más largas de pedidos.

Westin 

Una de las cadenas de hoteles más reconocidas del mercado decidió hace muchos años crear un odotipo, una aroma exclusivo para su marca junto a Scentair, aliado estratégico de Admosfera. Su fragancia cuenta con notas de té blanco, jazmín, flor de loto y maderas blancas, que evocan la tranquilidad y la elegancia. Un fiel cliente del Westin sabe reconocer al aroma desde la entrada en el lobby de cualquiera de sus sedes a nivel mundial. 

Zara Home

Retail con más de 600 tiendas y 3 en Perú también decidió desarrollar su odotipo, aunque en realidad desarrolló estratégicamente 2 fragancias estacionales: White Jasmine y Black Vanilla. Zara Home juega con el poder de los aromas al acompañar al cliente durante toda su experiencia de compra y lo traslada a la góndola de fragancias para el hogar, las cuales representan un importante porcentaje en su facturación, pues los clientes quieren llevarse esos aromas a casa en forma de velas, varillas de bambú o hand sprays. 

Maria Almenara

La tienda de pastelería peruana es un caso de éxito nacional que vale la pena mencionar. Maria, fundadora de la cadena que lleva su nombre, conoce el poder de los aromas, especialmente de aquellos que salen del horno y nos trasladan a nuestros momentos más felices compartiendo un postre . Sus formatos de tienda, que se caracterizan por su calidez y constante exhibición de postres, son acompañados por una fragancia repostera con notas de café mocha y chocolate. 

Kuna

La marca de moda que se caracteriza por sus tejidos de camélidos andinos decidió desarrollar un aroma exclusivo para sus tiendas en Perú y en el extranjero. Junto a Admosfera y Scentair desarrollaron, en un proyecto de más de 5 meses, una fragancia alineada a su identidad de marca, su público objetivo y sobre todo, a la geografía de sus productos. El aroma Kuna logró transportarnos a los Andes con notas de tierra húmeda, cedrón, muña. Hoy Kuna cuenta con 2 tiendas franquiciadas en Melbourne, Australia y Munich, Alemania, donde no sólo replica los formatos y los productos, sino que también acompaña el aroma marca.


Cada vez más la selección de aromas exclusivos para las marcas está tomando protagonismo en el mercado, pues se convierten en un gran elemento diferenciador y si son bien seleccionadas, logran evocar las sensaciones y recuerdos deseados en los cliente. Y tu marca, ¿está lista para conectar con los sentidos?

Mario Amorós R.
Sígenos